valeriy-lebedev-fotolia-com

© Valeriy Lebedev – Fotolia.com

Desde los originales RAW, puede ser necesario retocar la imagen para dejarla a nuestro gusto. Pero cuidado, es importante no exagerar el retoque, tan sólomejorar el contraste, saturación, eliminar logos, marcas y poco más, porque en muchas páginas, sobre todo iStock, nos las rechazarán si consideran que la imagen está muy desvirtuada de la original.

El dominio de Photoshop, sin ser “obligatorio” es muy recomendable. Cuando mejor nivel tengamos con el programa, más posibilidades se nos abrirán para retocar, modificar o crear imágenes nuevas.

En un nivel estándar deberemos dominar las herramientas básicas de retoque (brillo, saturación, niveles, equilibrio de color…). Como ya hemos comentado anteriormente, en las imágenes de stock no pueden aparecer personas, ni marcas, ni objetos que estén sujetos a derechos de propiedad, por este motivo el uso del tampón de Photoshop es indispensable. Con él podremos eliminar elementos que impedirían que nuestra imagen fuese aceptada para la venta. Evidentemente, también lo usaremos para borrar partes de la imagen simplemente por estética.

Si nos queremos complicar algo más, deberíamos aprender el uso de la herramientapluma, para hacer selecciones de figuras y extraerlas de su fondo para, por ejemplo, ponerle otro que nos guste más o jugar con los encuadres.

En la imagen inferior podemos ver de como, de una foto totalmente inservible para su venta en microstock, podemos conseguir una imagen de éxito. En este caso, se corrigió la perspectiva, se eliminó el logo y se creó un fondo nuevo de pizarra limpio. En este caso además, se generaron varias imágenes con diferentes títulos: “Menu”, “Dinner”, “Breakfast”, etc, consiguiendo así multiplicar las ventas.

somatuscani

© SOMATUSCANI

Sobre El Autor

peladinha@gmail.com'

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.